La música clásica y su composición artística

La música clásica se refiere a las composiciones musicales que abarcan el período llamado “Clasicismo musical” ubicado entre los años 1750 y 1820.

La denominación música clásica ha sido definida por los musicólogos con la muerte del compositor alemán Johann Sebastian Bach (1685-1750) que representaba el período barroco que comprende los años 1600 a 1750.

La música clásica nace como una forma de ruptura contra las reglas estrictas de la música barroca, que se caracterizaban por su estructura horizontal donde varias melodías se sobreponían a la vez.

La composición clásica contrasta con el período anterior por composiciones menos pesadas, por el hecho de tener solo una melodía principal que era guiaba a todos los instrumentos. Esto hace que se conserve un mismo ritmo en una sucesión de acordes de estructura vertical llamada homofonía.

Uno de los primeros compositores de música clásica, fue el austriaco Joseph Haydn (1732-1809) que se destacó especialmente con la Sinfonía No.1 en Re Mayor. Los otros dos grandes compositores que caracterizan este período son:

  • Wolfgang Amadeus Mozart (1756-1791): Las bodas de Fígaro, Serenata No. 13, Flauta mágica
  • Ludwig van Beethoven (1770-1827): Sinfonía No. 5 en Do menor, Para Elisa, Sinfonía No. 9 en Re menor.

En el clasicismo musical se crea además tres tipos de composiciones musicales:

  • La sonata: Música escrita para varios instrumentos.
  • La sinfonía: Música para ser interpretada por una orquesta.
  • El concierto: Composición para orquesta interpretada por varios instrumentos.

En la historia de la música, se denomina período clásico a aquél que abarca el barroco (1600-1750), el clasicismo (1750-1820) y el romanticismo (1820-1910) lo que puede llevar al error de confundir todo el producto de estas tres épocas como música clásica.

A pesar del uso de música clásica para abarcar estos tres períodos no es exacto, no se considera incorrecto, ya que, la armonía clásica se refiere de manera popular como sinónimo de la música erudita, académica o culta que abarca todo el período clásico finalizando con época contemporánea.

La principal intención de los artistas neoclásicos era representar sus ideas mediante la belleza, aparentemente perfecta, equilibrada, natural, con la expresividad justa. La música deja de representar emociones exageradas y evita acompañamientos pesados o melodías recargadas.

Para reflejar este estilo clásico, en música encontramos estas características:

  • Desaparece el bajo continuo y en su lugar se acompaña con acordes repetidos o en arpegios.
  • El ritmo del acompañamiento se vuelve más suave y natural que en el Barroco.
  • La melodía principal se construye casi siempre de forma simétrica, con frases de cuatro u ocho compases.
  • Se perfeccionan las formas anteriores. La sonata clásica es la forma más clara de este estilo.
  • Los compositores intentan que las obras guarden las proporciones precisas, sin que ningún fragmento destaque excesivamente. Utilizan la forma sonata en todo momento.
  • Se forman agrupaciones instrumentales fijas, buscando el equilibrio de los diferentes timbres, como el cuarteto de cuerda o la orquesta clásica.